La tendencia de culpar de sus problemas a los crackers rusos tiene origen en EE.UU. Aún así, quienes son los hackers rusos en realidad?

Los servicios especiales estadounidenses están tratando de intimidar al mundo entero con piratas informáticos rusos. Washington necesita una “imagen enemiga” de Rusia para justificar la creación de otra estructura estatal para controlar el ciberespacio.

Hackers rusos

Estados Unidos ha seguido repetida y sistemáticamente el camino de formar una imagen enemiga de Rusia. Como en los años 60, los estadounidenses estaban asustados por una guerra atómica con la URSS. Debido a esto hoy sus hijos y nietos están asustados por los hackers rusos. Al mismo tiempo, a nadie le preocupa porque con una enorme escasez de especialistas en TI en Rusia, así como especialistas en ciberseguridad, aparecieron todas estas hordas de ciberdelincuentes. Tampoco está claro por qué empezaron a atacar Estados Unidos.

A principios de enero, la CISA emitieron una declaración conjunta por el FBI y una serie de otras estructuras de América. Según ellos, Rusia está detrás del ataque cibernético a gran escala en los clientes de la empresa de seguridad informática SolarWinds. El propósito del ataque, que incluyó agencias gubernamentales de Estados Unidos, como se sugirió en Washington, fue obtener la inteligencia militar. Más tarde, el presidente de Microsoft Brad Smith dijo que había “pruebas” que apuntaban a la participación de la Federación de Rusia en el ataque, pero no proporcionó ninguna información específica.

Imagen enemiga

¿Por qué Estados Unidos necesita una “imagen enemiga”? La respuesta a esta pregunta la dan los propios medios estadounidenses. El gobierno de EE.UU. insiste en fortalecer la presencia estadounidense en el ciberespacio y planea crear la Fuerza de Defensa Digital, otro servicio de inteligencia. Por supuesto, esto conlleva automáticamente la asignación de fondos para su creación, equipamiento y funcionamiento. Parece que no solo en nuestro país el tema de la corrupción no se ha resuelto del todo.

Tenemos que mirar esta historia desde el lado de los expertos en ciberseguridad en los propios EE.UU.  Por lo tanto, vale la pena recordar que el director general de la empresa de seguridad de la información CrowdStrike, George Kurz, había admitido previamente que no podía confirmar ni negar declaraciones sobre la participación de Rusia en el ataque.

Otra empresa de ciberseguridad, FireEye, también informó con mucha cautela sobre la similitud de las herramientas de los piratas informáticos con las utilizadas por los presuntos ciberdelincuentes rusos. Sin embargo, el experto destacó que ninguno de estos acusadores puede aportar ninguna prueba.

Los hackers rusos siempre tienen la culpa

Culpar de todos los pecados mortales a los piratas informáticos rusos ya se ha vuelto como una tendencia mundial. Si, no solo los americanos suelen quejarse de los ataques e intervenciones. Muchos países de Europa, incluido España, también siguen esta tendencia.

Portada: Tecno Geek